Búsqueda en nuestras recetas

5 abr. 2009

Merluza en salsa verde

Compra un buen pan antes de hacerla porque no podrás dejar de rebañar el plato. Me encanta ir a la plaza de mi pueblo a comprar el pescado fresco, con los ojos todavía vivos y las agallas bien rojas. Siempre que vuelvo a casa es una de las primeras cosas que hago, despertarme tempranito e ir con mi madre a comprar el pescado a esa plaza que huele a mar.

Ingredientes:
  • 4 rodajas de merluza (se puede hacercon abadejo, con rape o cualquier otro pescado blanco)
  • 4-5 patatas
  • Medio litro aprox. de caldo de pescado que se puede hacer con las pieles y cabezas de los langostinos
  • un puñado de langostinos
  • perejil picadito en abundancia
  • 2-3 dientes de ajo fileteados
  • 1 guindilla
  • aceite de oliva

Preparación:

Antes de nada salo la merluza, si es abadejo es conveniente salarlo la noche anterior ya que tarda en coger la sal. Cubro (que quede abundante) la base de una tartera de barro de base ancha con aceite de oliva y la pongo al fuego, antes de que se caliente demasiado echo los ajos fileteados y la guindilla y dejo que se doren. Una vez dorados retiro los ajos y los reservo en un plato aparte. La guindilla se puede dejar pero hay que tener cuidado de retirarla antes de servir.

Pelo las patatas y las corto en rodajas o en trozos. Yo intento romperlas en lugar de cortarlas para que suelten la fécula más fácilmente y así le aporten la textura ideal a la salsa. Sofrío las patatas un rato en la tartera hasta que cojan un ligero color dorado y entonces añado el caldo hecho con los restos de los langostinos. Añado abundante perejil picado que es lo que le dará el tono verde a la salsa.

Aquí viene la parte importante, desde que añado el caldo en la tartera empiezo a moverla con movimientos suaves pero constantes para que la patata suelte la fécula y se ligue la salsa. Es un poco cansado pero merece la pena. Probar de sal y rectificar si fuera necesario. Cuando las patatas estén próximas a hacerse del todo (unos cinco minutos antes) añado los trozos de merluza y los langostinos pelados y sigo moviendo hasta que se cocinen.

Una vez esté todo cocinado y justo antes de servir (se puede hacer directamente en los platos) añado los ajos fileteados que todavía estarán crujientes.

Normalmente lo sirvo con unos espárragos de bote aunque también se pueden hacer unos espárragos verdes al vapor. Incluso se le pueden añadir guisantes (en el momento de añadir el pescado) para que la salsa quede más verde todavía.
Variaciones:
Como ya he dicho se puede utilizar cualquier pescado blanco para la receta y además de langostinos (o en lugar de) se le pueden añadir almejas, berberechos o cualquier otro marisco. Muy recomendable servir con un buen albariño ligeramente fresco.

No hay comentarios: